Juan Carlos

Juan Carlos

Lunes, 29 Octubre 2018 07:29

HOY NO PODRÉ DEJAR DE RUMIAR...

Estos días pasados, en uno de mis artículos, recordareis que os narraba mis vivencias en los barrios paupérrimos que rodean a la ciudad de Arequipa, la segunda urbe del Perú. Y reflexionaba sobre la necesidad de asumir el compromiso de decir basta e implicarnos activamente para contribuir a cambiar las tornas de una sociedad que estamos construyendo sobre la miseria de miles, de millones de personas… y sobre la que se asienta también la avaricia de unos pocos.

Pues bien, al hilo de mis reflexiones, una respetadísima urbanista limeña me mostraba su hartazgo y su rabia sobre la sociedad de su país, donde la corrupción llega a demasiados rincones, expresando en las redes:

“¡¡¡Se impuso una visión de PERÚ COMO BOTÍN...deberá correr mucha agua debajo del puente para q esto cambie!!!

Y con su grito de desesperanza se me vino a la mente un suceso que viví en primera persona. Seguramente el más lamentable que nunca sufriré como profesional. Seguramente también el más ilustrativo de esa metástasis de la corrupción…

Yo actué como debía… Con determinación. Y sin duda aquello me supuso un altísimo precio. Pero se que hice mi trabajo como debía… Aunque también reconozco que una vez que lo concluí, partí de aquella ciudad (“La ciudad blanca” la llaman) y ya nunca quise volver la vista atrás para comprobar qué pudo ocurrir tras mi marcha. Quizás porque estaba seguro de lo que iba a encontrar…

Sin embargo, en estos días la arquitecta Frida Escalante, con sus protestas, me ha incitado a volver la mirada…

Así que esta mañana, con el primer sorbo de café, bastaron unos segundos para que, al visitar GOOGLE MAPS, todo se me mostrase en su verdadera crudeza…

Pero hoy no tengo estómago para narrároslo. Lo haré en los próximos días, en esta misma semana… Ese es mi compromiso… Y seguramente sea bueno que os lo cuente.

Buen día para todos, aunque yo hoy no podré dejar de rumiar…

SACHACA parte1

Hoy es el Día Mundial de  Información sobre el Desarrollo y desde las Naciones Unidas se nos recuerda que las tecnologías de la información y las comunicaciones constituyen herramientas imprescindibles para “promover el crecimiento económico, la competitividad, el acceso a la información y los conocimientos, la erradicación de la pobreza y la inclusión social (A/RES/65/141  ).

Y también hace apenas unos días, desde la UNESCO, con motivo de la celebración del “Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza”,  lanzaron un mensaje desesperado a la comunidad internacional al recordarnos que “es un imperativo desde el punto de vista de los derechos humanos, el desarrollo y la paz. Por este motivo debemos actuar ya para hacer realidad las promesas”.  

Y con esta contundencia lo expresaba  Irina Bokova, la Directora General de la UNESCO:

“es necesario que los gobiernos actúen rápidamente y traduzcan los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) en políticas eficaces respaldadas con recursos adecuados. La Agenda 2030 es ambiciosa y necesitamos medidas ambiciosas para llevarla adelante.”

Y mientras reflexiono con estos mensajes lacerantes, que nos recuerdan lo absurdo del desarrollo de la humanidad, cuando no es capaz de satisfacer ni tan siquiera las necesidades más esenciales para centenares de millones de seres humanos, mis recuerdos  han empezado a volar y se han posado en los arrabales de Arequipa, concretamente en los barrios informales de Cayma, al pie del volcán Misti, donde la vida quiso llevarme hace unos años…

Y, como si de oro viejo se tratase, quiero invitaros a releer lo que al respecto os escribí hace unos años… porque sé que no os dejará indiferentes.

https://granadablogs.com/gr-arquitectos/2012/02/06/como-contaos-el-bienestar-que-me-invade/

AFICHE2 1024x526

 

Creo que nunca os conté esta anécdota… ahí va:

Hace tiempo ya, estuve varios años trabajando en la elaboración del Plan de Ordenación del Territorio de la Aglomeración Urbana de Granada (POTAUG), un trabajo pionero ya que suponía la primera experiencia metropolitana de Andalucía. Y como consecuencia de ello manteníamos reuniones frecuentes con el Delegado de la Junta de Andalucía. Y de ahí fue surgiendo una relación de gran confianza por lo que empezó a ser frecuente que me pidiese mi parecer sobre la viabilidad de tal o cual iniciativa o proyecto, seguramente por mi afán por ser proactivo,  aunque en realidad ese no era mi cometido.

Y de aquellas consultas iniciales fue pasando a demandarme verdaderos informes sobre las cuestiones más peliagudas… a las que de una u otra forma les iba dando solución (cuando la tenían, claro).

El caso es que entre mis cometidos para el plan metropolitano y la elaboración de tantos informes “de hoy para mañana” pues no daba abasto… y recuerdo que en una de esas en las que me pidió apoyo el Delegado, no tuve más remedio que decirle:

- “Pedrooo… ¡Es que no tengo tiempo! "

A lo que me contestó:

- “¡Es que las cosas las hacen los que no tienen tiempo!”

Y obviamente le hice aquel informe, gracias al cual encontramos la manera de poder autorizar la implantación de una importante industria en la periferia de Granada… pero ese es ya otro tema.

Nunca olvidaré aquella lección. Y por ello desde entonces valoro mucho más a las personas cuya actitud y predisposición son positivas… aunque no dispongan de tanto tiempo para desarrollarlas…  

Os deseo una bonita y fructífera semana…

DIALOGOS 14 REGINA 1 L

Hoy, en una nueva edición de los Diálogos desde La Ciudad Comprometida, nos encontramos con RAFAEL RÁBANO, restaurador y conservador de la ciudad romana REGINA TURDULORUM, ubicada en Casas de Reina (Extremadura, España).

Se trata de un yacimiento arqueológico impresionante cuya investigación sistemática data de apenas 25 años. En este tiempo han aflorado los elementos más sobresalientes de su estructura urbana y sobre todo su maravilloso teatro romano, muy bien conservado y que por sí solo justificaría la visita a este lugar.

Dialogando con Rafael pudimos explorar las luces y las sombras de la experiencia de REGINA como yacimiento arqueológico, como hito turístico y como fuente de desarrollo local.

Pincha en la imagen para acceder al vídeo.

DIALOGOS 14 REGINA

 

DIALOGOS 14 REGINA 2 L

 

DIALOGOS 14 REGINA 3 L

 

Hay coincidencia general entre los especialistas de que el ferrocarril constituye un modo de transporte esencial para incidir en el progreso de los territorios. Como la hay también respecto de que la ausencia de esta infraestructura dificulta sobre manera la prosperidad y el desarrollo económico, ya que no solo es esencial para  lograr una óptima movilidad de las personas y las mercancías, sino que en realidad los propios ejes ferroviarios generalmente constituyen en sí mismos verdaderos ejes de desarrollo en las escalas regional, nacional y transnacional.

Por otra parte, la implantación del ferrocarril constituye una decisión trascendente que debe implicar a los gobiernos de varias escalas (como mínimo los  de las regiones afectadas y el nacional) ya que su implantación debe ser planificada desde en el medio/largo plazo y por exigir grandes inversiones.

Y eso explica la gran expectación existente en Granada y su provincia porque, al fin, con la pronta llegada de esta moderna infraestructura, su territorio y sus ciudadanos podrán engancharse de una vez por todas al “tren del progreso”, que históricamente se les ha puesto tan cuesta arriba, como lo demuestran sus bajísimos índices de renta, que se encuentran entre los más modestos de la Unión Europea. 

Pero aunque se habla generalmente del ferrocarril en abstracto, su papel territorial va a variar en función del ámbito geográfico desde el que lo contemplemos. Así, en el ámbito de una aglomeración urbana como la de Granada, un ferrocarril de cercanías debería coadyuvar en la construcción de todo un sistema metropolitano de transporte de viajeros  en el que junto con el Metro Ligero, la red de autobuses y otros modos no motorizados, consiga relegar al vehículo privado a un papel secundario, con todo lo que ello supondría en cuestiones tales como la ordenación urbana, el impacto ambiental o la salud. En dicho sentido el POTAUG aprobado en 1999 ya le asignaba un papel relevante a su implantación.

Sin embargo, analizado desde una perspectiva más cercana, tendría un enorme potencial de cara a favorecer de una parte una mejor articulación de su territorio mediante la conexión de Granada con los otros tres sistemas urbanos existentes: Motril-Costa de Granada/Guadix-Baza/Loja y Poniente; y de otra mejorando la posición territorial de esta provincia con el territorio nacional, aunque sobre todo con el resto de Andalucía, con el Centro del país y con el Este peninsular.  Por eso, es fácil entender el afán de Andalucía por construir un eje longitudinal en el que se enganchen todas las capitales provinciales, constituyendo una de las grandes apuestas en las que deberá apoyarse, sin duda, su desarrollo económico y social. Tanto por favorecer la articulación interna de los grandes centros regionales, como por relacionar a Andalucía con el resto de los territorios nacionales.

FERROCARRIL COMO MOTOR

“Estación de Moreda, bifurcación de las lineas Almería-Granada”

publicada en https://villadegor.wordpress.com Autor: Juan José Marquez

Pero si considerásemos a Granada desde una visión más amplia, la europea, el ferrocarril quedaría configurado como el verdadero eje vertebrador del Arco Mediterráneo Europeo, reforzando la vocación europea e internacional de Granada como gran centro turístico, de servicios, de investigación y logístico, en el que las infraestructuras portuarias de Motril cobran todo su sentido como gran centro de transportes. 

Por eso vivimos un  momento histórico ya que es inminente la llegada del Tren de Alta Velocidad, y eso explica que en la sociedad granadina, generalmente errática y pasiva, existan sin embargo diferentes esferas de movilización política y social para reivindicar ante las autoridades regionales y  sobre todo nacionales que ya que las infraestructuras siempre llegan tarde, que al menos sean concebidas con responsabilidad, con ambición y con amplitud de miras. De ahí la importancia de la “Plataformas en Defensa del Ferrocarril” y sus acciones reivindicativas de una llegada “digna” y pronta a la ciudad de Granada; las reivindicaciones activas y firmes que se llevan a cabo para que el eje Granada/Puerto de Motril se incorpore de una vez por todas en la programación económica;  y los movimientos que desde el norte de la provincia reivindican la reapertura de la Línea Guadix/Almendricos, para que con la recuperación de la lógica territorial se encuentre un motor de prosperidad y de esperanza para este territorio, tan olvidado de inversiones y tan alejado del progreso.

Vaya por tanto esta reflexión para que La Ciudad Comprometida muestre su apoyo a todas estas iniciativas sociales tan necesarias.

En dicho sentido quiero difundir una interesante jornada de reflexión y de debate que ha organizado el Grupo de Trabajo Legislación y Urbanismo del Colegio Oficial de Arquitectos de Granada (a la cual pertenezco) que se llevará a cabo el próximo jueves 18 de Octubre a las 18h30’: GRANADA Y EL FERROCARRIL. OPORTUNIDAD DE DESARROLLO, que contará con e los mejores profesionales de la provincia y de los gestores públicos más reconocidos, con un apasionante programa, en el que confío en que se abordarán todas las demandas de la provincia respecto del ferrocarril:

BLOQUE 1. Presentación del acto y breve exposición sobre la necesidad de la mejora e implementación de tan importante medio de transporte en el futuro de las dos ciudades y de la provincia.

BLOQUE 2. El puerto de Motril y el ferrocarril, oportunidad del siglo XXI.

BLOQUE 3. Granada y el ferrocarril, del siglo XX al siglo XXI.

BLOQUE 4. Mesa de Debate.

FERROCARIIL COMO MOTOR 2

Pincha en la imagen para acceder al programa completo e inscripción de la jornada.

Solo queda felicitar al COAGRA por la iniciativa que ojalá sea provechosa. Espero vuestras reflexiones…

Buenos días queridos amigos de La Ciudad Comprometida. Al fin llegó el otoño con sus particulares frutos (almendras, nueces, castañas, azofaifas, o membrillos) que nos evocan sabores añejos rabiosamente auténticos…porque, ¿cómo si no, podríamos calificar al ácido dulzor de las acerolas?

Y debe ser por el recién llegado frío de la mañana que, mientras apuro un café, la mente se me está yendo a una pequeña ciudad del interior en la que, muchos años atrás, pude comprobar en carne propia lo importante que puede ser que los profesionales no solo tengamos las ideas claras, sino que las llevemos a cabo con determinación… porque no es indiferente implicarse o no.  Desde luego que no.

Veréis. Hace ya una veintena de años, tras un laborioso y generoso trabajo de negociación, el ayuntamiento de una orgullosa ciudad firmó un convenio con la Iglesia Católica por el cual se le cedía para fines culturales un antiguo templo, en estado más que ruinoso, ubicado en el corazón de la ciudad. Y tan feliz acontecimiento dio lugar a la pronta aprobación de una “Escuela-Taller” para su rehabilitación integral.

Tuve el honor de realizar aquel proyecto, primero, y de dirigir, después, aquellas difíciles obras que tenían mucho de desescombro, y bastante de revitalización de aquel edifico histórico. Lo que parecía un acto de pura fe, ya que ni los medios, ni la pericia de los alumnos/obreros, ni la predisposición municipal invitaban a grandes alharacas…

Pero yo tenía claro, muy claro, que aquellos muros semiderruidos aún rezumaban parte de la historia local y bajo ningún concepto debía acceder a la tabla rasa a la que me invitaba (o provocaba más bien) el oficial encargado de las obras con la complicidad municipal… Como también sentía que en esa ocasión mi responsabilidad no era la de diseñar un bello edificio (ya que para eso la vida ya me ofrecería nuevas ocasiones en nuevos lugares) sino la de devolverle la vida a aquella ruina y extraerle todo lo mucho que aún podría narrarnos de su pasado.

Por eso cada piedra, cada muro o cada revoco conservado y restaurado eran verdaderos triunfos, ya que siempre tenía en mi contra la amenaza y el discurso sencillo de que era mucho más fácil y más económico demoler y reconstruir…

Y así andaba la obra hasta que, en una ocasión dada, en el arranque de una bóveda aparecieron unas policromías que a mí se me antojaron como un bello tesoro y a los gestores de la Escuela Taller como un serio inconveniente. Y, claro, no bastaron mis órdenes tajantes porque a la primera ocasión que tuvieron empezaron a “picarlas” para evitar las costosas tareas de restauración…

Fue necesaria toda mi determinación y osadía para que las pinturas y la cultura ganasen aquel pulso cateto y absurdo… y aunque con mayor esfuerzo del previsto, unos meses después fue inaugurado aquel centro cultural que supuso, o eso quiero pensar yo, un antes y un después para aquella ciudad en la consideración y el respeto hacia el patrimonio, y en la puesta en marcha de políticas de rehabilitación…

Aquí os dejo algunas imágenes del edificio ya remozado… para que reflexionemos sobre la importancia de poder saber en cada momento lo que corresponde hacer…

¡Buena semana!

sto domingo baza

Estado final del Templo del Convento de Sto. Domingo

sto domingo baza 2

Pintura hallada en el Templo del Convento de Sto. Domingo

sto domingo baza 3

Interior del  Templo del Convento de Sto. Domingo

sto domingo baza 4

Portada del Templo del Convento de Sto. Domingo

JUAN CARLOS EN EL CAP REGIONAL LIMA

Quizás sepáis que este reciente fin de semana ha habido elecciones municipales y regionales en Perú, un país tan lleno de contradicciones que no te podría dejar indiferente. Veréis:

  • Cualquier rincón está lleno de cultura y su rica historia ocupa casi cada palmo del país, aun cuando sus ciudades son tremendamente burdas en la mayor parte de sus rincones.
  • Contando con una naturaleza llena de contrastes sin embargo es difícil imaginar tantas agresiones ambientales.
  • A pesar de que sus gentes son tan entrañables y encantadoras como nunca encontrarás en otro lugar, sin embargo, ignoran las normas de convivencia hasta el punto de que lo común casi se desprecia.
  • Y aunque hoy constituye una de las democracias más asentadas de Latinoamérica, sin embargo, el debate de las ideas casi siempre se sustituye por el del ruido, los exabruptos y las mentiras… con una de las clases políticas más desacreditadas que se conocen.

Así pues, yo que tuve la oportunidad de conocer y amar a esta tierra, quiero desearle mis hermanos peruanos que los políticos recién elegidos se salgan de estas pautas y caminen por las sendas de la gobernanza y la educación en valores colectivos.

Errar es Urbano

Portada del libro “Errar es Urbano”

Y estando en estas reflexiones, no he podido evitar recordar algo que escribí hace unos años…  CIUDADES DECEPCIONANTES: lleno de crítica, pero también lleno de esperanza…

Espero de corazón que nos haga meditar…

https://granadablogs.com/gr-arquitectos/2013/06/03/cronicas-desde-iberoamerica-ciudades-decepcionantes/

Errar es Urbano 2

Ilustración del libro “Errar es Urbano”

Desde siempre, una de las grandes reivindicaciones del Ayuntamiento de Orgiva, la pequeña capital de La Alpujarra (Andalucía, España) ha sido la construcción de un Hospital Comarcal, para poder acercar este servicio básico a los habitantes de decenas de pueblitos de las montañas de Sierra Nevada. 

Pues resulta que hace años, una vez conseguido que dicho hospital ya figurase en las previsiones del “Mapa sanitario andaluz”, el siguiente reto de su ayuntamiento era poder poner a disposición de la Junta de Andalucía unos terrenos adecuados para tan importante equipamiento supramunicipal. Un asunto más que peliagudo ya que en este municipio se llevaba años posponiendo la aprobación de su Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU). Una dejadez que ahora se había convertido en algo determinante ya que la legislación impedía aprobar su construcción sin que antes un plan urbanístico hubiese establecido la ubicación óptima del Hospital y las infraestructuras necesarias, dada su complejidad.

Así pues, podéis imaginar la impotencia municipal en aquellos momentos, ya que la falta de previsión y la dejadez por muchos años y varios períodos de gobierno ahora suponían un escollo aparentemente insalvable para la construcción de su anhelado hospital. 

Y en este contexto, su alcaldesa pidió consejo a otro alcalde, famoso por ser bastante resolutivo y eficiente. Quien sin dudar le dijo: 

“Esto solo te lo puede resolver Juan Carlos García de los Reyes” 

Así que esta es la crónica de mi primer acercamiento profesional a esta bella ciudad alpujarreña, ya que en efecto contrataron a mi equipo para resolver este entuerto... ¡Y claro que resolvimos la cuestión!

¿La fórmula? Un conocimiento exhaustivo de la norma, mucho sentido común, capacidad de diálogo y grandes dosis de pedagogía urbanística... 

El caso es que en apenas unos meses encontramos y pactamos la solución, y ya  pudo quedar diseñado y aprobado administrativamente el hospital: Con un bello emplazamiento a las afueras de la ciudad, con magnificas conexiones urbanas y con las carreteras comarcales, y garantizando que se realizaría con una óptima inserción paisajística, una cuestión muy sensible en este lugar.

Todo un éxito, sin duda... 

Ya… pero una vez “apagado el incendio” sé que os estaréis haciendo dos preguntas:

  • ¿Se construyó al fin el ansiado Hospital?: Como llegó la crisis económica el gobierno regional tuvo que posponer la inversión… pero esa es ya otra cuestión.
  • ¿Y qué pasó con su PGOU? ¿Lo realizaron finalmente?: ¡Uf! Prefiero no contestar a eso…

 

PE ORGIVA

molino

Como ésta es la SEMANA INTERNACIONAL DE LA ARQUITECTURA, tengo la excusa perfecta para rescatar algunas de mis reflexiones sobre la arquitectura comprometida y que, como si de oro viejo se tratasen, está bien rescatar de cuando en cuando… Y creo que nada mejor que regalaros esta joya que inexcusablemente deberéis leer... (hacedlo y me daréis la razón).

En fin, os voy poniendo en contexto:

Madrid, Martes, 7 de octubre de 1935, 7 de la tarde, salón de actos de la Residencia de Estudiantes: Ignacio Abel, el arquitecto que dirige las obras de la Ciudad Universitaria de la capital, imparte una conferencia sobre la arquitectura española, o más bien, sobre los vínculos existentes entre la arquitectura popular española con la arquitectura funcional que postula en esos años el movimiento moderno (No en vano Ignacio estudió dos años en La Bauhaus, verdadera cuna de la arquitectura y del diseño del siglo XX).

Y os cuento esto porque Ignacio Abel es, a su vez, el protagonista de La noche de los tiempos, novela de Antonio Muñoz Molina, quien sin duda hubiese sido un gran arquitecto… bueno, o quizás sí que lo sea… o al menos sus reflexiones sobre arquitectura son tan actuales, tan sensatas y tan oportunas que necesitamos que se prodigue mucho más…

Aquí os dejo con Ignacio Abel y su conferencia:

https://granadablogs.com/gr-arquitectos/2010/11/05/modernidad-y-tradicion-en-la-arquitectura-espanola-por-ignacio-abel-en-la-noche-de-los-tiempos/

Bueno, y para finalizar, os invito a visitar una bella exposición de fotografía cuya autora es la arquitecta PILAR GUERRERO que se inaugura este jueves  4 de Octubre de 2018, a las 19’00 h,  en el auditorio del Colegio Oficial de Arquitectos de Granada, con una doble temática: A pie de obra y Geometrías urbanas.

¡Feliz Semana de la Arquitectura!

tarjetón expo Pilar

Al igual que algunas personas necesitan hacer planes de futuro para estructurar y alcanzar sus objetivos, las ciudades también necesitan planificar su crecimiento y evolución en el largo plazo, mediante la identificación y concreción de proyectos o líneas de actuación en el marco de su plan urbano (en España llamado PGOU –plan general de ordenación urbanística-). Esto no es más que la puesta en papel de lo que la sociedad local anhela para la mejora general de su ciudad y en su entorno.

Por eso diseñar un plan, es mucho más que confeccionar un complejo documento técnico, con el concurso de arquitectos, ingenieros, abogados, ambientalistas o economistas, por ejemplo. Ya que contiene la respuesta de esa ciudad, de ese territorio, a sus anhelos de expansión urbana, de mejora de sus infraestructuras y servicios urbanísticos, a sus políticas de vivienda, identificando diferentes proyectos de mejora o de remodelación urbana, acciones para la revitalización de sus barrios históricos o para la mejora de su economía, para acoger al turismo, para la protección de su patrimonio cultural, de su paisaje o de sus tradiciones… 

Como veis, constituyen documentos complejos, con respuestas diversas y complejas también. Y por eso mismo, los planes urbanísticos no dejan de ser instrumentos técnico-legales de muy difícil materialización.  Así, poder ejecutar cada uno de los diferentes proyectos e iniciativas que contienen, constituye una labor ardua y difícil. Y por eso, lamentablemente, la mayoría de las ciudades fracasan en esta labor, constatándose al cabo de los años un bajísimo grado de ejecución de sus propuestas. Ya sea por lo inapropiado de las previsiones que hizo aquel vetusto PGOU de hace quince o veinte años, o ya sea por la dificultades inherentes a la propia gestión urbanística…

Si a ello le añadimos que la mayor parte de los PGOUs fueron diseñados en los primeros años de este milenio (planes pre-crisis), deberemos considerar el que con bastante probabilidad contendrán propuestas cuya magnitud esté sobredimensionada, desfasada o simplemente ya sea inviable por múltiples razones (ha cambiado la estructura de la propiedad, han cambiado las leyes, ha cambiado el escenario sociopolítico, ha cambiado la economía…) por lo que en la mayor parte de las ocasiones, no solo se trataría de gestionar aquel proyecto urbano que trazó un PGOU tan antiguo, sino que además, la búsqueda de soluciones óptimas, o simplemente viables, casi siempre nos va a conducir a la necesidad de modificar también aquel PGOU…

¡Ufff! ¿Alguien se atreve?

Así pues, gestionar ahora aquellas propuestas de hace más de una década, cuando nadábamos en un contexto socioeconómico expansivo, requerirá, además de una gran determinación, de una gran profesionalidad y especialidad en la materia.

De modo que yo me atrevería a afirmar, que sólo los equipos multidisciplinares que cuenten con esa doble experiencia (como redactores de planes municipales, y como gestores de proyectos urbanísticos), podrán ser capaces de abordar con rigor y con una razonable seguridad los proyectos urbanos de las ciudades: con garantías de que puedan ser aprobados, en plazos asumibles, y con soluciones viables en todos los sentidos… algo desde luego nada frecuente.

Y eso explica en todas las ciudades haya numerosos proyectos urbanos (denominados comúnmente “unidades de ejecución”, “planes especiales” o “planes parciales”) que están anquilosados desde hace tantos años… para la desesperación de propietarios y munícipes, ya que seguramente el mercado inmobiliario local necesita de dichos suelos, y también los ciudadanos ansían aquel nuevo parque, aquel colegio nuevo, o esa prolongación de la red viaria…

Se trata de una labor tan compleja y difícil que yo la denominaría “hacer de bomberos urbanísticos” … Así que he pensado que en los próximos días os contaré algunos de estos trabajos…

Almu 6 644x553